miércoles, 24 de agosto de 2011

SEX, DRUGS & ROCK N' ROLL.


Colgué hace unos días el principio de la nueva historia Sobre ruedas, he decidido también colgar el "prólogo" de Sex, drugs & rock'n roll a ver que os parece. Abajo está el nuevo capitulo de El Castigo de Eris.



SEX, DRUGS & ROCK N'ROLL.


Dejadme que os confirme que la vida está muy mal. ¿Por qué digo eso? Pues porqué si, te pasas la vida haciendo lo que supone que se debe hacer, estudiar algo con futuro, encontrar trabajo, tener una novia estable, pedir una hipoteca a 30 años, vivir con tu novia, casarte y tener hijos. ¡Menudo engaño! ¿Quién quiere una vida así? Creo que en realidad nadie, porqué es un coñazo y llegas a los 50 años con una crisis existencial, entonces para engañarte a ti mismo y pensar que tu vida no da asco te compras un deportivo, te enrollas con tu secretaria o le das a la bebida, depende de tu situación económica.


Yo intento vivir mi vida como yo pienso que se debe vivir, sin seguir las estúpidas reglas de la sociedad. Estas reglas dicen: no te drogues y se monógamo. Bueno hay mas reglas pero estas son las esenciales, en cambio yo digo: ¿Qué hay de malo en colocarte de vez en cuando? y ¿Por qué estar con una sola chica cuando hay miles ahí fuera?

Creo seriamente en el Karma, bueno muy seriamente no, pero si creyera en algo seria en el Karma, creo en lo de que mientras no le hagas daño a nadie vive tu vida como quieras (bueno, en realidad no se si eso lo dice el Karma, pero en algún sitio debe decirse). Hay cosas que realmente creo que están mal, la primera es el engaño, yo practico el amor libre, en serio lo hago y lo dejo claro a todo el mundo, sobretodo a las chicas que conozco, si lo aceptan genial, seguro que pasamos un maravilloso rato, si no, pues hasta otra. Y si ellas se engañan a si mismas tampoco es mi problema, están advertidas.

La segunda cosa que creo que está mal es el financiamiento de drogas por parte de los padres ¿qué es eso? Eso es que me parece mal que la gente compre drogas con el dinero que les dan sus padres, me parece mal por dos razones, la primera es que si tienes vicios págatelos tú y la segunda que es una falta de respeto hacia tus progenitores que si supieran en que gastas su dinero les daría un enorme disgusto, ningún padre quiere que su hijo se drogue. Así que si decides hacerlo no lo hagas con su dinero.


El tema de las drogas, el dinero y los padres me lleva a hablar de que no todo en la vida es una fiesta, según mi visión de la vida los padres tienen el deber de educarte por eso estoy muy a favor de su manutención hasta el final de la formación académica, es decir mientras estudias que te alimenten y te vistan y por supuesto que te paguen la carrera. En el momento que decidas dejar de estudiar o termines la primera carrera debes cortar el cordón umbilical, busca trabajo y vive de él. Claro que tus padres siempre lo serán y en momentos de sequía económica te ayudarán, pero oye, no abuses.


Hablando otra vez de mi, que es lo que haré durante todo este monólogo o como queráis llamarlo, estoy en la fase de que soy económicamente independiente, terminé mi carrera universitaria hace casi 2 años y soy libre para vivir una vida de libertinaje clandestino, clandestino porqué debo ser responsable en el trabajo pero una vez termina mi jornada laboral...bueno ¿habéis escuchado la expresión Sex, drugs & rock’n roll?



Os empezaré hablando de “EL TRABAJO. Soy profesor de arte en un instituto, todo el año pasado estuve yendo de un instituto para otro haciendo substituciones pero ahora parece que estoy mas o menos fijo en un uno, es privado y eso me horroriza pero al mismo tiempo es mas fácil que me quede porqué no dependo de las listas, la profesora a la que estoy sustituyendo des de hace meses tiene una pata en el otro barrio así que con un poco de suerte dejaré de preocuparme de como pagar las facturas, las facturas me llevan a hablar de “LA CASA”, cuando terminé la carrera estuve aún un tiempo viviendo con mis padres, tenía algunos ahorros porqué trabajaba en una tienda por las tardes, después de la universidad, pero esos ahorros no daban para irse de casa porqué aunque intentaba ahorrar también me pagaba los vicios de ahí (fiestas, tabaco, drogas...) así que estuve un poco mas chupando del bote, mientras trabajaba en la tienda y por las mañanas hacía de tutor para gente que se preparaba para repetir la selectividad, si algo bueno tengo es que soy jodidamente inteligente, no me gusta alardear pero siempre he sido listo, así que ese verano di clase a bastantes adolescentes cortitos y con padres dispuestos a dejarse 20 euros la hora para que sus retoños entraran en la universidad. A finales de verano tenía bastante dinero como para irme a compartir piso con algunos de mis amigos así que hice las maletas y me fui. Comparto casa con tres de mis mejores amigos. Eso me lleva a hablar de mis “AMIGOS”, los amigos son una de las cosas mas importantes para poder llevar una vida plena, aunque me considero sociable y conozco a mucha gente puedo contar con dedos a mis amigos de verdad, los colegas, esos tipos que quieres tanto como a tu familia y que darías la vida por cada uno de ellos, como ya he dicho tres de ellos viven conmigo, otros dos viven juntos en otro piso y otro sigue viviendo con sus padres. Los tres que viven conmigo los conocí en la universidad, son tipos muy grandes, están muy colgados y en general comparten mi visión de la vida. Los otros dos que viven juntos y realmente no separados de nosotros porqué viven en a dos calles los conocí en el instituto, en el primer año así que es ya amor incondicional. El otro el que vive con sus padres es en realidad una chica, si, se ve que la amistad entre hombres y mujeres puede existir, nosotros somos la prueba, a ella la conozco des de que nací, crecimos juntos y aunque ahora seamos polos opuestos seguimos siendo amigos. Nuestras familias son uña y carne así que aunque quisiera no me podría librar de ella. Esta ultima amistad me lleva a hablar de la “FAMILIA”, mi familia es bastante adinerada por decirlo de alguna manera, mi padre proviene de una esas familias que empezó a enriquecerse con la industria textil en el siglo XIX y supo continuar con la fortuna a base de inversiones, negocios, tierras,...la riqueza se mantuvo y mi abuelo se encargó de que sus hijos estudiaran algo con “futuro” uno de mis tíos es médico, mi padre ha llegado a ser juez y mi otro tío, la “oveja negra” y lo pongo entre comillas porqué a mi abuelo le dio un disgusto cuando quiso estudiar Filosofía, es ahora rector de una de las universidades mas importantes del país. Mi madre un poco mas modesta y de origen holandés, proviene de una familia con varios negocios que giran entorno a la hostelería. Mi madre que quiso dedicarse al filología hispánica es hija única y por lo tanto heredera de los hoteles de mis abuelos. Tengo una hermana, cuatro años menor y aunque la adoro es claramente el prototipo de niña rica consentida. Mi padres siempre nos han inculcado el valor del trabajo y todo eso, yo soy el primero que estoy feliz de desvincularme de su dinero, estoy totalmente en contra de los idiotas pijipis que se pasan la vida chupando del bote mientras van de alternativos.


Con eso creo que ya os habéis hecho una idea lo suficientemente errónea de mi para que pueda pasar a contar como cambió mi vida. Porqué aunque estaré hablando todo el rato de mi no soy el protagonista de esta historia...



2 comentarios:

Panchii dijo...

Super bueno!, me gusto mucho... la verdad la temática es diferente del resto de historias que he leido y eso me gusta mucho ;)
Me avisas cuando tengas algo nuevo :D
cuidate!

Dani González Blogger dijo...

Me gusta mucho tu blog, y como sé la de sonrisas que hace un nuevo seguidor, desde hoy te sigo.
Yo también tengo un blog y me haría ilusión que tú también me siguieras.
Es este:
http://paraalimentarmedetisolonecesitotuaire.blogspot.com/
Te espero, pasate, me harías feliz como yo te e echo a ti.
Un besazo, y te esperoo!